Apremios en las Cuatro Plazas:  libertad para los policías

 

En la audiencia por la prórroga de la prisión preventiva impuesta a los tres policías imputados por las lesiones ocasionadas a Sasha Ventura, la querella del equipo jurídico de APDH Rosario solicitó el mantenimiento de la misma por 90 días, mientras la fiscal pidió la libertad.

En consecuencia, como era esperable ante este cambio inesperado de la postura de la fiscal, la jueza otorgó la libertad a los agentes policiales.

“Lxs abogadxs de la organización que representamos a las víctimas expresamos nuestro profundo desacuerdo con la posición de la Fiscalía. Seguimos adelante con la investigación en la convicción de llegar a una condena justa”, expresaron al finalizar la audiencia.

El abuso policial ocurrió el viernes 23 de marzo, a las 4 de la madrugada, cuando la policía detuvo sin causa a siete amigos que tomaban gaseosa en las Cuatro Plazas, de barrio Belgrano. Uno de ellos, Sasha, un técnico electrónico de 22 años, se llevó la peor parte: lo golpearon hasta desfigurarlo, le cortaron las rastas que lucía hasta la cintura al ras de la nuca con un cuchillo y le dispararon con munición antitumulto en las pantorrillas cuando intentó escapar de la agresión a la que era sometido por parte de diez uniformados. Otro policía, dijo después, le apuntó con su arma reglamentaria pero se contuvo ante los gritos del resto de los chicos, que también recibieron golpes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *